miércoles, 7 de septiembre de 2011

TARTA DE NATILLAS Y MELOCOTON


Ya siento poner esta deliciosa tentación justo después del veranito, pero es una de las recetas que más me han gustado hacer con mi Thermomix porque, además de fácil, es deliciosa y su presentación es espectacular.



La mezcla de texturas entre la masa quebrada, las natillas y el toque dulce del melocotón me parece acertadísima. Además al ir decorada con canela le da un puntito de sabor genial.

Esta receta la podeis encontrar en el Club cocina fácil, os recomiendo que os registreis en esta web, es gratuito y hay una infinidad de recetas compartidas por gente que va experimentando con su Thermomix.

INGREDIENTES:


1. PARA LA MASA QUEBRADA:

- 100 grs de azúcar glas.
- 150 grs de mantequilla.
- 2 yemas de huevo.
- 300 grs. de harina.
- 1 cucharadita de sal.

2. PARA LAS NATILLAS:

- 600 grs de leche.
- 6 yemas de huevo.
- 100 grs de azúcar.
- 20 grs de maicena.

3. PARA DECORAR:

- 1 lata de melocotón en almíbar
- canela en plovo

MANOS A LA OBRA:

- Poner en el vaso el azúcar glas, la mantequila en trozos y las yemas de huevo, y programar 10 segundos a  velocidad 6.
- Añadir la harina y la sal, y programar otros 10 segundos a  velocidad 6. Hacemos una bola con la masa resultante, y la envolvemos en film transparente y la dejamos en la nevera 30 minutos.
- Precalentamos el horno a 200º, y sacamos la masa y sobre una superficie espolvoreada de harina la estiramos y forramos un molde.
- Pinchamos la base de la tarta con un tenedor, la cubrimos con papel vegetal y echamos sobre éste un puñado de legumbres. Introducimos el molde en el horno, 15 minutos a 200 º. Cuando termine retiramos el papel y las legumbres y lo dejamos hornear otros 6 minutos más.
- Retiramos del horno y lo dejamos enfriar.
- Mientras introducimos en el vaso todos los ingredientes de las natillas y programamos 7 minutos, 80 º y velocidad 4. Sacamos y volcamos sobre la base de la tarta, ya enfriada.
- Escurrimos los melocotones de su jugo, y los introducimos dentro de las natillas. Para finalizar, espolvoreamos la tarta con la canela, y la dejamos enfriar.



Esta tarta está muchísimo más rica de un día para otro porque las natillas al enfriarse le dan más cuerpo y fresquita apetece mucho más.


Por cierto, las claras guardarlas en la nevera que mañana os enseño cómo aprovecharlas, ¿vale? También las podeis congelar para preparar un sorbete ..... ¿buscamos alguna receta de sorbete? ¿De qué os apetece?

Besicos !!!

1 comentario:

  1. pero a tii no te da verguenza publicar esa delicia estando yo a regimen????? No hago mas que pensar en bocadillos de calamares y cosas dulces... y ahora vas tu y me haces boca agua!!!! que rica!!!! Seguro que la hago porque soy fan del melocoton en almibar, y las natillas me quitan el habla... mmmmmm. Un bsote grande

    ResponderEliminar